Discriminación en la vuelta a la oficina

Teniendo en cuenta la solicitud de la dirección de la empresa al colectivo “centro de capacitación” (antiguo Bench) del retorno a las oficinas hoy día 5 de julio, hemos remitido a la dirección de la empresa el mail que os adjuntamos a continuación:

«Buenos días,  

Hemos recibido varias consultas relacionadas con la falta de claridad que tiene este correo que se ha enviado desde el “Centro de Capacitación” antes “Bench”.  

Entendemos que, si se han recibido numerosas consultas, no comprendemos como se envía un correo genérico en lugar de contestar individualmente al amparo de la “excepcionalidad” a la que hace referencia el mail para resolver cada caso concreto. 

Por otro lado, hemos podido comprobar que, al menos en el edificio de la Calle Albarracin, 25, la empresa ha concedido teletrabajo a la práctica totalidad de la plantilla salvo al colectivo de Bench, ahora llamado “Centro de Capacitación”. Dicho colectivo, en la actualidad no realiza funciones en clientes y centra su actividad en la auto-formación, pudiendo perfectamente desempeñar esta actividad desde su domicilio como ha venido haciendo desde el inicio de la pandemia, en marzo de 2020 sin incidencia alguna. 

Por poner un ejemplo, gran parte de la formación es en inglés la cual requiere pronunciar en alto, escuchar videos y grabaciones, etc lo cual se hace inviable en una sala repleta de personas. Eso sin incidir en el hecho de que la mayoría de las personas no disponen de los auriculares necesarios. 

Desde nuestro punto de vista, no tiene sentido que la dirección ponga en riesgo la vida de las personas que trabajamos en Atos Spain, en especial a este colectivo anteriormente mencionado, cuando se está hablando ya desde todos los medios de comunicación y del Ministerio de Sanidad del inicio de una quinta ola de contagios con una cepa del virus mucho más agresiva y contagiosa que las anteriores y que sigue en aumento masivo en el día de hoy. Indicar que parte de este colectivo todavía no ha recibido la vacunación y está en riesgo de contagio, al igual que hay personas con algún tipo de enfermedad que aumenta la capacidad de letalidad del virus.  

Por lo anteriormente mencionado les solicitamos que cesen con este trato absolutamente discriminatorio y que de nuevo permita a toda la plantilla de Atos Spain a seguir teletrabajando excepcionalmente hasta que la situación de pandemia remita tal como se ha vendido haciendo hasta la fecha.»

Ultima hora sobre el acuerdo de teletrabajo

La dirección de la compañía ha comunicado que se ha firmado con UGT un acuerdo de teletrabajo de eficacia limitada para Atos Spain (esto significa que afecta solo a los afiliados de UGT y que el resto de la plantilla podrá voluntariamente adherirse a él). Este acuerdo ha sido negociado en secreto y al margen del resto de la Representación Legal de las Personas Trabajadoras (RLPT). 

Este texto, con poca diferencia de lo que ya os hemos explicado en otras publicaciones, no solo está por debajo de lo marcado en el Real Decreto Ley, sino que reduce sustancialmente las condiciones de partida de los contratos de teletrabajo dejando en manos exclusivamente de tu manager la forma, tiempo, materiales y distancia desde donde puedes teletrabajar, etc., así como que no garantiza que se mantengan las condiciones que tenías en tu anterior contrato de teletrabajo. Por los motivos anteriores, hemos decidido no suscribirlo. 

La dirección de Atos Spain ya tiene firmado su “Acuerdo de Teletrabajo”. Sin embargo, no ha aclarado si vuelven a estar vigentes los contratos existentes cancelados. 

Por otro lado, hoy en un correo muy ambiguo, parece haber vuelto a dejar en manos de la jefatura la decisión de obligarnos o no a retornar a la oficina el día 5 de julio. 

Ha quedado claro que esta actuación de la dirección ha sido un teatro con dos únicos actores, con el único fin de chantajear a la RLPT (de la que excluimos a UGT) y someter a una situación de estrés innecesaria a los trabajadores y trabajadoras de Atos Spain.

Jornada intensiva de verano 2021

El pasado lunes 7 de junio volvimos a solicitar a la dirección de RRHH la publicación del calendario laboral de Atos Spain así como el ajuste en la aplicación TIME del día 15 de junio como día de jornada intensiva.

Además, también solicitamos la apertura de una mesa de negociación para la compensación económica de aquellas personas que, por necesidades del cliente/proyecto, voluntariamente decidan renunciar a la jornada intensiva. También reclamamos la información relativa a  clientes/proyectos y posibles personas afectadas por esta situación, tal y como la Inspección de Trabajo les requirió en su momento.

Hemos podido comprobar que en la aplicación TIME ya se ha modificado y el día 15 de junio ya aparecen 7 horas de trabajo como podéis ver en la imagen: 15juniotime

Seguimos a la espera de poder iniciar el periodo de negoción para horarios especiales de verano, esperemos que no tengamos que recurrir de nuevo a Inspección de Trabajo para resolverlo.

8 de junio – Suspendida la reunión de teletrabajo

A pesar de que durante la reunión de la semana pasada se acordó continuar con las conversaciones el martes 8 de junio, la empresa olvidó enviar la convocatoria y se produjo una situación caótica.

Esta falta de planificación provocó que faltara parte de la RLPT y por consiguiente que la reunión tuviera que ser suspendida.

Siguiendo con los despropósitos, la empresa nos envió una propuesta de acuerdo el día anterior a las 18:21 dejando un margen de análisis insuficiente. No obstante, en una primera lectura ya se podía ver que ni la numeración del articulado era la correcta.

Dicho documento también incluía una propuesta anexa denominada “Acuerdo sobre desconexión digital en Atos Spain”, algo que ya les hemos dicho en reiteradas ocasiones que tiene que estar fuera del acuerdo de teletrabajo porque dicha desconexión digital es necesaria para toda la plantilla y no solo para la gente con trabajo a distancia.

También incorporaba otros apartados que durante la negociación se acordaron retirar y alguno nuevo que ni siquiera se ha tratado durante el proceso de negociación.

¿Se puede hacer peor? Quizás es que no tienen ningún interés en que esta negociación prospere.